LA INVERSIÓN EN HIDROCARBUROS EN BOLIVIA.

REPORTE PGnet No. 253

Saul J. Escalera, Ph.D.
Asociación de Inventores de Bolivia
New York Academy of Sciences

El Ministro de Hacienda de Bolivia, Luis Arce, anunció la semana pasada: “El Banco Central de Bolivia (BCB) va a dar un préstamo de mil millones de dólares a Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) para la inversión en el rubro de los hidrocarburos”. Este dinero, que está incluido en el Presupuesto General de la Nación (PGN) 2009 está siendo evaluado en el Congreso Nacional. Arce también ha revelado por qué es apremiante otorgar dinero fiscal a la petrolera del Estado: “hay una excepcionalidad que la Ley Financial 2009 establece para la Ley del BCB con el propósito de que YPFB inyecte 1000 millones de dólares a la economía, especialmente para garantizar el suministro de Gas Licuado de Petróleo (GLP) y otros combustibles; hay que tomar acciones inmediatamente”.

Según Arce el préstamo para YPFB no vulnera las leyes ni la solidez del sistema financiero. “Es un crédito absolutamente legal porque si bien la Ley del BCB le prohíbe otorgar créditos a instituciones financieras, otra ley – una norma del mismo rango –, la Ley financial de 2009, le autorizará a dar el préstamo a YPFB; por tanto, el tema legal está absolutamente claro”, aseguró. Para tranquilizar al mercado, Arce ha explicado que el crédito no se “financiará con las Reservas Internacionales Netas (RIN) ni tampoco utilizará los recursos que están acumulados en el Fondo de Requerimiento de Activos Líquidos (RAL), por lo que los depósitos del público en el sistema financiero están garantizados”.

Esta noticia causó variadas opiniones entre expertos y laicos economistas bolivianos. Unos lo hicieron con un análisis económico financiero profesional, pero los más criticaron la medida para dañar la imagen del gobierno de Evo Morales y de YPFB. Por ejemplo Marco Zelaya escribe en (www.PulsoBolivia.com) : “La inscripción en el proyecto de Ley Financial de 2009 de un préstamo del Banco Central de Bolivia (BCB) para la compañía petrolera estatal, por la nada despreciable suma de 1000 millones de dólares, ha activado una polémica sobre si, en efecto, ese monto posibilitará el despliegue de la estrategia productiva de la ahora principal empresa del país, que incluye operaciones de exploración, explotación y hasta distribución, o si, por el contrario, sólo causará un desequilibrio en las cuentas del Instituto Emisor. Por añadidura, se pondría también en duda la independencia del banco de bancos con respecto a la política fiscal y se abriría, en el peor de los escenarios, una vía que usarían, con similares o parecidos argumentos, otras instituciones estatales para obtener también recursos públicos, con el consiguiente riesgo para la estabilidad de la economía”.

Por su parte, Mario Duran () dice “se requieren grandes inversiones en YPFB, no sólo para incrementar la capacidad de producción requerida en 2010 sino para sustentar los actuales volúmenes de producción, y la inexistencia, por ahora, de algún indicio concreto de reactivación de las actividades de exploración y desarrollo en el país hacen prever que Bolivia puede aún no haber enfrentado los momentos más incómodos y difíciles de su actual coyuntura petrolera”.

Uso de Reservas Monetarias para Industrializar Bolivia

Frente al anuncio de préstamo a YPFB por parte del TGN, “las reservas internacionales no son un ahorro, sino son un respaldo monetario, por lo tanto, no son recursos para gastarlos, son la garantía del país”, dijeron recientemente los empresarios Saúl Doria Medina y Guillermo Morales, presidente de la Cámara Nacional de Comercio. “No se puede utilizar las reservas internacionales”, explicó Doria Medina al señalar que si éstas son empleadas irresponsablemente “nuestra moneda quedaría sin ningún control”. “Uno de los objetivos de las reservas del Estado es equilibrar la política cambiaria del país”, señaló Morales.

Sin embargo, nos preguntamos: ¿por qué no utilizar las abundantes reservas monetarias del TGN para industrializar el país, especialmente si todos los proyectos de industrialización del gas natural tienen altos índices económico-financieros que garantizan un buen retorno a la inversión?.

Financiamiento para Industrializar Bolivia

Al margen de cualquier comentario que se haga, consideramos que la medida es viable y altamente rentable para los intereses de Bolivia, por las siguientes razones.

Primero, porque existe una necesidad imperiosa de que YPFB cuente con financiamiento para cristalizar sus planes de inversión en perforación y producción de gas y petróleo a corto, mediano y largo plazos, porque la disminución en las inversiones de las petroleras transnacionales que operan en Bolivia se ha hecho evidente desde el año 2003, tocando fondo en el período 2004-2005 (apenas 200 millones USD por año) aunque repuntando el 2006-2008 (500 millones USD). Además, porque no podemos depender de las empresas transnacionales que, aún firmando contratos aprobados por el Congreso Nacional en Febrero, 2007, no han cumplido con las inversiones comprometidas en dichos contratos. Según el recientemente aprobado “Plan 100” de YPFB para el período 2009- 2015” , se requieren un promedio anual de 1.800 millones USD para la inversión sólo en el upstream. Con el préstamo del BCB, YPFB garantizará la producción de hidrocarburos a corto plazo, principalmente de gas natural.

Segundo, porque en el caso de la industrialización del gas natural, para viabilizar los 12 complejos petroquímicos previstos en el “Plan 100” de YPFB para el período 2009- 2015” , en cuatro polos de desarrollo de Carrasco (Cochabamba), Villamontes (Tarija), Puerto Suarez (Santa Cruz) y Uyuni (Potosí) estudiados a fondo por la Gerencia de Industrialización de YPFB, se necesitará invertir 7.400 millones USD en los próximos 5 años. Aquí, cabe resaltar que los estudios de factibilidad, para plantas separadoras de licuables y proyectos industriales como urea, amoniaco, NPK, etanolaminas, olefinas, GTL-diesel, y termoeléctricas, localizados en los complejos petroquímicos en cuatro polos de desarrollo establecidos técnicamente por la Gerencia de Industrialización de YPFB, arrojan indicadores económico financieros (TIR, VAN, Payback) altamente rentables. Por lo tanto, son absolutamente atractivos y bancables para cualquier entidad financiera internacional, y ¿por qué no para el Banco Central de Bolivia?.

Tercero, porque los mercados sudamericanos (Argentina, Brasil, Chile) y los mundiales (China, Corea, Japón) están totalmente abiertos para los productos derivados del gas natural: GLP, urea, NPK y olefinas, que se producirán en los complejos industriales de los cuatro polos de desarrollo mencionados. Tomando la urea como ejemplo, el Brasil actualmente sufre un déficit de 3 millones de toneladas anuales de urea, que importa desde Ucrania a un alto precio CIF 860 USD por tonelada (con tendencia al alza). Si el costo previsto de una tonelada de urea producida en la Planta de Carrasco que operará a partir del 2011, será de 300 USD por tonelada después de regalizas e impuestos, permite pensar, que si Bolivia entrega en frontera al Brasil 500 mil toneladas anuales a un precio (por decir) de 760 USD por tonelada, la ganancia para Carrasco sería de 230 millones USD por año.

Cuarto, considerando que la inversión requerida para construir la Planta de 760 millones de toneladas de urea por año en Carrasco, es de 1.000 millones USD, sólo con el mercado brasilero esta inversión sería recuperada (payback) en menos de 5 años.

Por lo expuesto, si tenemos abundante materia prima disponible, y un mercado asegurado (cautivo) para la producción sólo de fertilizantes, sin contar con que la historia es similar en el caso de los polímeros y otros productos derivados del gas natural, los proyectos de industrialización del gas natural se pagan por sí mismos. Entonces: ¿por qué el BCB, que tiene cerca de 8.000 millones USD de reservas, no puede financiar estos proyectos y ganar dinero al mismo tiempo?.

El Rol de la Banca para Industrializar Bolivia

Y sería mejor aún si la Banca Nacional ASOBAN pueda también ingresar en el negocio, porque según el Ministro de Hacienda Arce: “La banca privada cerrará el 2008 con una ganancia que bordea los 120 millones de dólares, cifra similar al registrado el 2007, ya que atraviesa su mejor momento financiero. Este será el segundo año consecutivo que la banca privada nacional generará un ingreso en utilidades de cerca de 120 millones de dólares”, un hecho inédito en la historia de la banca privada nacional, situación que será reeditada en la presente gestión”.

Desde hace tiempo en este espacio virtual, hemos sostenido que “la Asociación de Bancos Privados de Bolivia ASOBAN, deberían interesarse en los proyectos de industrialización del gas natural, porque representa una línea de inversiones que puede darles excelentes réditos económicos a largo plazo” (Reporte PGnet No. 141, Agosto 8, año 2004). Luego, en 2005, sosteníamos: “Se torna urgente, entonces, que el Estado Boliviano diseñe una estrategia de inversiones en el campo energético, que haga realidad la exportación de gas al anillo energético al mismo tiempo industrializando el gas natural. Porque la creación de miles de empleos con la industrialización del gas se constituye en un asunto de seguridad nacional, y porque es absolutamente cierto que nuestro bienestar socioeconómico de los próximos 50 años se basará mayormente en el uso que le demos a nuestro gas natural, las generaciones futuras lo agradecerán” (Reporte PGnet No. 164, Julio 3, año 2005)

Oposición a la Industrialización.

En muchas ocasiones a través de este espacio virtual hemos discutido ampliamente sobre los comentarios de los detractores de la industrialización, que mediante ensayos de tinte político de sociólogos analistas que se han transformado en agoreros del desarrollo industrial en Bolivia. Se oponen a la industrialización del gas poderosos grupos económicos, a los que no les interesa, porque perderían el gran negocio que representa el abastecimiento de carburantes importantes, entre ellos el diesel oil con precio internacional, lo que implicaría perder subvenciones millonarias y otras granjerías económicas que el Estado les reconoce; otra de las argumentaciones de oposición a la industrialización es que la producción para el mercado interno y externo son insuficientes aduciendo además que las reservas reportadas anteriormente son simples mentiras porque representan cifras “infladas” que obedecen a los intereses mezquinos de la piratería transnacional.

Como en el pasado, (REPORTE PGnet No. 141, Agosto 8, 2004), seguimos sosteniendo que es muy importante para Bolivia que el gas natural — tan preciado en el mercado internacional como energético estratégico — no debe ser comercializado como combustible solamente, sino que debemos industrializarlo en nuestro propio país, hecho que permitirá el establecimiento de industrias de derivados de valor agregado. Pero, más importante aún, es que impulsarán el establecimiento de otras industrias y actividades comerciales de soporte creando así mayores fuentes de trabajo permanente para la gente de todas regiones del país. Con adecuado financiamiento, nuestra visión es convertir a Bolivia en el productor y distribuidor continental de energía eléctrica, fertilizantes, plásticos base y aceros especiales, luego, el excedente que produzcamos podrá ser exportado al exterior. Para hacer realidad esto hay necesidad de inversiones millonarias.

Conclusión.

En conclusión, la actual coyuntura económico-financiera de Bolivia es muy favorable para realizar inversiones en plantas industriales, con la seguridad de que dichos recursos tendrán altos retornos en un plazo de recuperación de la inversión no mayor a 5 años. Además se crearán más de 25.000 fuentes seguras de trabajo en los 4 polos de desarrollo previstos, y las regiones donde operen las plantas industriales se desarrollarán social y económicamente y tendrán mejor calidad de vida.

¿Puede existir actualmente un negocio más rentable para el Banco Central de Bolivia y ASOBAN que financiar la industrialización del país?. Estoy convencido que no!.

¡BUENOS DIAS!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: